Situación legal y popularidad de las apuestas en España

apuestas-deportivas-espanaEn junio de 2012  entró en vigor una nueva legislación sobre las apuestas en España, y desde entonces tanto jugar a la ruleta en el casino de tu ciudad como realizar apuestas de fútbol desde tu móvil son actividades legales, seguras y que se encuentran fiscalizadas.

Ahora bien, echemos la vista un momento atrás, hacia 2011 e incluso un poco más atrás en el tiempo…¿Cómo estaba entonces y cómo está ahora la situación en España en cuanto a las apuestas por Internet? ¿Se ha resentido el sector? ¿Son más populares que antes? ¿Hay una mayor oferta de operadores en la actualidad? En definitiva, ¿cuál es la situación hoy día de las apuestas en España? Veámoslo.

Situación legal: conoce los cambios que ha traído la Ley del Juego

Antes de la Ley 13/2011 de 27 de mayo que reguló de manera global el juego y las apuestas en España, los operadores tradicionales (loterías, casinos físicos, bingos, etc.) convivían en desventaja con ese fenómeno de creciente interés que eran las apuestas online.

Instaladas en dominios .com y similares, un sinfín de webs de apuestas con sede en países de bajo tipo impositivo permitían apostar en línea a los usuarios españoles sin demasiadas restricciones, y además los usuarios no tenían que tributar por sus ganancias.

Era previsible que tarde o temprano se trataría de fiscalizar todo esto, aunque por supuesto la propaganda que traía consigo la nueva regulación hablaba de juego seguro y de las ventajas que eso acarrearía para los usuarios.

Lo cierto es que el nuevo marco regulatorio por un lado ha servido para ofrecer igualdad de oportunidades a los operadores tradicionales (que en la práctica siguen en desventaja), al mismo tiempo que para generar una nueva fuente de ingresos para las arcas del Estado.

Debido a las exigencias que imponía la nueva ley, numerosos operadores dejaron de ofrecer sus servicios a los usuarios afincados en España, mientras que otros se han ido adaptando en los últimos años y ya operan con toda normalidad a través de una página web con dominio .es, con las debidas acreditaciones y licencias para hacerlo.

Asimismo, muchos operadores se han ido incorporando con el tiempo o incluso se han ido creando nuevos de ámbito nacional para cubrir esa avalancha de nuevos jugadores que se esperaba.

A día de hoy, la Ley del Juego ha evitado en buena medida el juego fraudulento y ha establecido un aparato de supervisión y control para  proteger a los apostadores…, además de cobrarles impuestos.

Desde 2012 hasta la actualidad, cambios, cifras

Los primeros meses desde la implantación de la nueva regulación fueron bastante confusos. Numerosas casas de apuestas muy frecuentadas por los usuarios españoles fueron dejando el aviso en sus webs de que ya no podrían atender a jugadores afincados en su país, y solo unas pocas, como Bet365 o 888Sports lo tenían todo dispuesto para seguir operando con normalidad.

Además, al principio no se habían regulado los slots ni las apuestas cruzadas o de intercambio como las que ofrece Betfair. Por suerte, poco a poco se ha alcanzado una situación al menos tan parecida como la que había antes, con la diferencia de que, hasta cierta cantidad y siempre teniendo en cuenta las pérdidas, hay que declarar las ganancias obtenidas por el juego y las apuestas, cosa que antes no estaba tan claro debido a la alegalidad con la que se apostaba a través de Internet.

Como ya hemos mencionado más arriba, en los últimos años la disponibilidad de webs donde apostar y jugar al casino o al poker online desde España se ha multiplicado hasta llegar a un nivel más que aceptable.

Sigue habiendo una obvia restricción, ya que la cantidad de operadores que hay a nivel mundial se contabiliza en miles, pero de todas formas los apostadores en España pueden disfrutar con los operadores más conocidos y con suficientes alternativas en donde encontrar cuotas y promociones competitivas.

Las cifras en 2014, aun no siendo malas, no eran muy estables, y desde luego los aficionados al poker son los que menos contentos están con el nuevo marco legislativo, sobre todo por la confusión inicial en torno a la fiscalidad y por la constante emigración de jugadores hacia otros marcos regulatorios más ventajosos.

Poker aparte, las apuestas en España en general han arrojado buenos números, con una dinámica de crecimiento en 2015 de un 16,72% con respecto al tercer trimestre de 2014, según cifras oficiales, y del 31,06% si comparamos el último trimestre.

En el segundo trimestre de 2016, la cantidad total jugada era de 2731,98 millones de euros, un 32,80% más que el mismo trimestre de 2015. La tendencia, en datos brutos y sin mediar otras consideraciones, es de crecimiento.

Popularidad de las apuestas en España: a lo que más juega la gente

En cuanto a apuestas deportivas se refiere, hemos pasado de una situación en la que lo que había era la quiniela de fútbol y poco más, a poner al alcance de los aficionados al juego y los deportes un sinfín de modalidades deportivas en donde apostar también, como carreras automovilísticas, partidos de tenis, de balonmano, etc.

Esto ya se estaba dando antes de la Ley del Juego de 2011, pero el marco de “Juego seguro y legal” ha servido de reclamo para atraer a más personas que hasta el momento consideraban el juego online como algo turbio, inseguro e ilegal.

A día de hoy, las actividades preferidas por parte de quienes apuestan online son las apuestas deportivas de contrapartida, el blackjack, la ruleta, las máquinas tragamonedas y el poker cash (a pesar de la crisis de este sector en España por la merma de jugadores).

Deportes populares: donde más apuesta la gente en España

No cuesta adivinar que el deporte predilecto dentro del territorio español es el fútbol, y concretamente las ligas en donde más se apuesta son la Champions, la Europa League, LaLiga Santander, la Premier, la Bundesliga y la Serie A, amén de las competiciones que se celebran cada cierto tiempo, como el Mundial o la Eurocopa.

El segundo deporte predilecto en las apuestas en España es curiosamente el tenis, dada la variedad de mercados que ofrece y lo sencillo que es apostar en él (otra cosa es acertar), aunque también baloncesto, balonmano, hockey, Fórmula Uno y Motociclismo son disciplinas con mucho público apostador.

Un dato curioso lo tenemos en que las ligas de fútbol americano y de béisbol también se cuentan entre los eventos más populares para apostar dentro del territorio español, aunque por detrás de los arriba mencionados.

Bet365 en España

A esta casa de apuestas se la considera líder actual del mercado a nivel mundial, y pese a que antes de la regulación del juego en línea en España era quizás menos conocida para el gran público que otras como Bwin (que aparecía en las camisetas del Real Madrid, por poner un ejemplo), desde 2012 se ha consolidado también como la opción más destacable de este mercado.

Bet365 es una casa en general con muy pocas restricciones para operar incluso en mercados no regulados, pero cuando se instauró en España la nueva regulación fue una de las primeras en adaptarse, y actualmente ofrece sus servicios web desde bet365.es (también disponible para móviles y tabletas).

Su cobertura de eventos, aunque generalista, no descuida en absoluto la liga española, con cobertura incluso de la Tercera División. En otros deportes como el baloncesto no se muestra tan “patriota” y ofrece sobre todo competiciones a nivel internacional, pero en todo caso su oferta de eventos es una de las más completas del mercado.

Se trata de una casa “redonda”, en el sentido de que cuenta con todos los servicios más demandados por parte de los apostadores, tales como retransmisiones en streaming, marcadores en vivo, apuestas en vivo, combinadas, apuestas destacadas, promociones para eventos populares, estadísticas y otros juegos de apuestas como casino, máquinas tragamonedas y poker.

Betfair en España

Antes de 2012, Betfair era una de las casas de apuestas de mayor renombre en España, entre otras cosas porque ofrecía lo que pocas casas brindan a los usuarios: la posibilidad de realizar apuestas cruzadas o de intercambio (exchange).

Con la aplicación de la nueva normativa en España, este tipo de apuestas quedó vetado, y no ha sido hasta 2015 cuando Betfair ha vuelto a ofrecer este servicio en el territorio español, con muy buena acogida.

Y no es solo que Betfair ofrezca un servicio extra, sino que como casa de apuestas en sí es bastante completa, incluso con secciones de las que otros portales carecen, como su blog, sus máquinas tragamonedas o la posibilidad de realizar un cash out (retirada antes de la resolución de la apuesta).

A pesar de contar también con apuestas no deportivas, en tema de mercados y ligas es un poco menos completa que otras casas como la mencionada Bet365, ya que se ciñe a algunos de los eventos más populares, en donde los usuarios proponen sus apuestas cruzadas, pero a cambio cuenta con promociones muy personales como las de devolución de lo apostado o las de saldo extra para apostar.

En líneas generales, se trata de la casa de intercambio de cuotas por excelencia, y tanto para usuarios españoles como para el resto de regiones ofrece uno de los servicios de mayor calidad, y prueba de ello es que Betfair siempre aparece en el top 10 de cualquier listado de casas de apuestas online que pueda encontrarse por la Red.

Casino
Proveedores
Mercados
Móvil
Reseña
Juega Ahora

Apostar.org 2016